España se hunde 5 metros por debajo del nivel del mar tras las fiestas navideñas

Testigos presenciales aseguran haber avistado ballenas tomando sangría en la Rambla de Barcelona

27 diciembre 2017

Los excesos de las fiestas han provocado un sobrepeso en el país de magnitudes catastróficas. Las principales ciudades costeras se han visto desbordadas por el hundimiento del territorio. En Cataluña, Valencia y Murcia se han tenido que organizar brigadas para achicar agua. En el País Vasco, en cambio, se ha organizado una cadena humana para acojonar a la inundación.

En Galicia se ha utilizado a gente con sobrepeso como boyas para reflotar parte de las Rias Baixas.

El Gobierno ha tomado medidas de aplicación inmediata para paliar el sobrepeso de la población. Durante las próximas semanas las cuotas de los gimnasios serán gratuitas para todas aquellas personas que hayan ganado entre 10 y 20 kilos durante las fiestas. Al mismo tiempo, se ha llegado a un acuerdo para promocionar 2x1 en liposucciones.

Protección Civil recomienda arrojar al mar los polvorones y turrones que hayan sobrado de las fiestas, en su defecto podrán exportarse a Francia.

La proximidad de la celebración de Fin de Año ha puesto al Estado en alerta amarilla. Durante los próximos días será obligado, por decreto ley, el consumo de frutas, verduras y pescado a la plancha. Cualquier abuso de embutido o cocido será penado con prisión preventiva. Al mismo tiempo, se reubicará a toda la población para equilibrar el peso del país y frenar las inundaciones.

navidad comida Gordos