Trump celebra sus 100 días de mandato devorando 100 niños mejicanos

El presidente de EEUU dedica 5 horas a terminar el banquete, en todo momento ha tenido el apoyo del equipo de Crónicas Carnívoras

Marc Oliva

1 mayo 2017
Trump comiendo 01 de mayo de 2017 6:47

Después de 50 botes de mayonesa y 30 de salsa barbacoa, Donald Trump ha finalizado la celebración de sus 100 días de mandato. Con su babero de “make America great again”, ha devorado 100 pequeños inmigrantes.

Los 100 querubines han sido cocinados por los mejores chefs del país. Los platos estrella del menú han sido los burritos de pinche bebé y las enchiladas de moflete chicano. “No los podíamos comer crudos, no somos salvajes” ha declarado Trump.

Después del atracón, el presidente ha tomado un postre consistente en 100 dedos de periodistas del NY Times recubiertos de chocolate.

La celebración ha continuado con fuegos artificiales y mega bombas lanzadas sobre Afganistán, Siria y la casa de Susan Sarandon. No han faltado actividades para los más pequeños. En el jardín han podido jugar con piñatas, jornaleros mejicanos colgados y rellenos de caramelos, linchamientos de minorías étnicas y hogueras purificadoras, patrocinadas por el Ku Klux Klan.

La Asociación Nacional del Rifle ha aportado su granito de pólvora con varios M-16 y munición para practicar el tiro al periodista.

El tramo final de la celebración ha tenido los tradicionales pentagramas, sacrificios de vírgenes y orgías. La celebración ha finalizado de forma festiva con cánticos en honor a Chtulhu a ritmo de YMCA.