Las empresas eléctricas vuelven a forrarse a nuestra costa

La factura de la luz llega a un nuevo máximo