Abascal pretendía dar un golpe de Estado en su primer día como diputado

Joel Díaz

abascal pistola 30 de julio de 2019 12:43

“No entiendo nada. ¿Entonces qué vengo a hacer yo aquí?” declaró el líder de Vox al ser reducido por la Policía.

Santiago Abascal fue retenido en el arco detector de metales del Congreso de los Diputados vestido de Guardia Civil y gritando “¡se sienten, coño!” con su pistola Smith & Wesson cargada en la mano.

Esto es lo que aseguran haber visto todos los diputados y funcionarios que fueron testigos del altercado, que se produjo minutos antes de la primera sesión de investidura.

Afortunadamente, el incidente no llegó a mayores gracias a la rápida actuación de los agentes, a los que Abascal llamó “panda de maricones”.

Al ser preguntado sobre los hechos, el político bilbaíno ha querido quitar hierro al asunto afirmando que todo se ha debido a una confusión:

“La verdad es que aún no sé muy bien cómo va esto del Congreso... Entonces, ¿Tejero no era diputado?”.

Finalmente, los agentes le han permit do la entrada al hemiciclo no sin antes confiscarle la pistola y el tricornio, ante lo que Abascal ha declarado sentirse “raro, como si fuera desnudo”.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de El Jueves?