Albert Rivera y Pablo Casado intercambian sus vidas durante una semana y nadie se da cuenta

"Me daba pereza ir a una boda y a Rivera le encantan porque siempre le invitan a filete. ¡Y además come gratis!", afirma Casado

Texto: Modgi. Imagen: Proscojoncio

4 de septiembre de 2018, 11:41
Albert Rivera y Pablo Casado intercambian sus vidas durante una semana y nadie se da cuenta 3 de septiembre de 2018 11:19

Albert Rivera y Pablo Casado han decidido sacar provecho al asombroso parecido que les une intercambiándose los papeles.

“Me daba pereza ir a una boda y a Rivera le encantan porque siempre le invitan a filete. ¡Y además come gratis!”, afirma Casado.

Durante una semana, los líderes de ambos partidos se han dicho “Tú a Génova y yo Ciudadanos”. Rivera y Casado se han puesto en la piel del otro, viviendo divertidos equívocos y emocionantes aventuras en las que ambos han aprendido el valor de ser uno mismo.

Su parecido es tal que ni siquiera su propio padre ha sido capaz de diferenciarlos. “¡Son idénticos!”, ha dicho Aznar.

Así, por una semana, mientras Rivera se ha dedicado a dar cobijo a la ultraderecha, alentar el odio contra los inmigrantes y oponerse a la exhumación de Franco, Casado, en cambio, se ha dedicado a dar cobijo a la ultraderecha, alentar el odio contra los inmigrantes y oponerse a la exhumación de Franco.

Mientras Rivera disfrutaba bailando con la esposa de Pablo Casado en una boda en la que no conocía a ninguno de los invitados, Pablo Casado se ha dado el gustazo de arrancar lazos amarillos y explicarle a Inés Arrimadas qué es el mansplainning. "¿Que si volveremos a repetir la experiencia? ¡¿Y quién te dice que no lo estamos haciendo ahora mismo?!", han exclamado ambos al unísono ante la prensa.