El ejército exige impartir su asignatura patriótica y no "chorradas como enseñar a leer y escribir"

Escuin

9 de febrero de 2018, 07:00
Army 8 de febrero de 2018 22:44

Cospe, la milf peleona de España, ahora encargada de nuestras tropas, ha tenido una de esas grandes ideas que sería mejor guardar en un cajón, lanzar el cajón a un molde con hormigón fresco y enviar el bloque a Plutón. La idea en cuestión, impartir en primaria y secundaria una asignatura ideada por el Ministerio de Defensa para explicar a los niños valores como la patria, la función del ejército, las amenazas exteriores que sufre nuestro amado país y, sólo para alumnos avanzados, cómo montar un fusil con los ojos vendados en menos de 14 segundos.

“¿Adoctrinar? No, hombre. Esto es inculcar amor a los símbolos nacionales y a la patria en nuestros niños. Adoctrinar solo es cuando se hace lo mismo pero hablando en catalán o en euskera.”, aseguran desde el Ministerio de Defensa.

En lo que respecta al profesorado, las opiniones están divididas entre los que consideran que la asignatura podría convencer a algunos de sus ‘mejores alumnos’ a alistarse, abandonar el aula y así dejar de consumir ansiolíticos en el café a la hora del patio y los que temen que la asignatura todavía les enseñe más formas de manejar el cutter.

Para su implantación inmediata, el ejército exige (lo de pedir no les sale muy bien) que se haga espacio en el horario escolar a base de eliminar asignaturas superfluas como historia, sumar y aprender a leer.

Según fuentes de Defensa: “Cuando estás en el campo de batalla no necesitas saber contar cuantas balas quedan en el cargador. Bueno, un poco quizá sí, pero tenemos bastantes reemplazos, así que tampoco es muy importante ahora mismo.”