La Universidad Rey Juan Carlos cambia su nombre a Tómbola Froilán

El desprestigio de la institución ha forzado la creación de un nuevo modelo de negocio para vender sus másteres.

Escuin

13 de septiembre de 2018, 07:00
tombola3 12 de septiembre de 2018 22:33

El escándalo de los másteres de la Universidad Rey Juan Carlos no ha podido con la moral de su equipo de dirección que, tras el batacazo, sigue buscando la forma de endosar sus títulos a VIPS, políticos y famosos. Eso sí, a petición de la Casa Real, y a fin de no manchar el nombre del monarca emérito (ya de por sí hecho fosfatina), el rectorado ha decidido buscar un nombre menos glamouroso y más ajustado a su oferta académica actual.

“Estamos rediseñando nuestro sistema de evaluación. Dudamos entre sustituir las aulas por una tómbola o, directamente, cerrar el campus y poner una impresora EPSON en una plaza para que vaya escupiendo títulos a cualquiera que muestre su carné de afiliación a un partido político. Bueno, a quien quiero engañar, en realidad soy un nostálgico y me pirro por agarrar el micro y gritar: ¡UNA MUÑECA CHOCHONA Y UN MASTER EN GESTIÓN AUTONÓMICA PARA LA NIÑA BONITA!”, nos confiesa el rancio decano de la URJC.

Pero este no es el único plan en la estrategia de expansión de la URJC. En las próximas semanas, la universidad sacará a la calle a sus prestigiosos profesores para que recorran la Gran Vía cargados de títulos mientras gritan: “¡Mira que estampitas más bonitas tengo!” o, si no cuela, venderlos en fajos de 20 en los semáforos de la capital. “¡Para que luego critiquen el espíritu emprendedor de la universidad española!”, añade orgulloso el rector.