La retirada de "medicamentos" homeopáticos por parte del Gobierno provoca un estallido de violencia.

Yonkis de la homeopatía atracan tienda de chuches

Escuin

15 de noviembre de 2018, 08:00
Homeopatia_superior 14 de noviembre de 2018 18:28

El anuncio por parte del Ministerio de Sanidad de la prohibición de productos homeopáticos en los centros sanitarios, así como su venta en farmacias, ha disparado todas las alarmas entre los aficionados al agua azucarada con propiedades milagrosas, que no han tardado en tomar acciones a la desesperada. La pasada noche, se produjeron diferentes butrones y alunizajes con coches híbridos, o con baja huella de carbono, en diferentes farmacias de la capital, así como varios intentos de atracos en herboristerías y tiendas de dietética.

El caso más sonado ha sido el atraco por parte de un auténtico adicto a este tipo de substancias que, ante la falta de arrojo para asaltar una farmacia, y su bajo poder adquisitivo tras dilapidar su sueldo en este tipo de terapias, ha decidido dar su gran golpe en una tienda de chucherías.

“Estoy seguro que, disuelta en suficiente agua, esta nube cura el catarro. Es más, todavía disuelta en más agua ¡el cáncer! Y este regaliz…¡bua! Ni te cuento”, aseguraba en enajenado adicto.

Tras conocerse la noticia, el resto de españoles adictos a cosas mejor vistas socialmente como el alcohol, masturbarse o el Simtron, ha reaccionado con indignación, temiendo un estallido violento por parte grupos organizados, sedientos de venganza y con conocimientos de Reiki.

“Viven entre nosotros! ¡Jipis! Tanta pseudociencia les ablanda cerebro y luego pasa lo que pasa. Hay que aprender a pensar de forma razonada, ¡científicamente!”, asegura Juan, jubilado. “Y ahora les dejo, que tengo que pasar la primitiva por el manto de la Virgen antes de sellarla.”